DESPUÉS DE 36 AÑOS

“Mi marido y yo nos conocimos a través de la radio, por aquel entonces yo tenía 16 años y él estaba preparando su examen para selectividad. Conté un cuento a través de las ondas y él estaba al otro lado de España. Yo en Toledo, él en Orense.
¿Le gustó más mi cuento, o mi voz o mi risa nerviosa? No lo sé pero recibí su carta un siete de Abril de 1981. Decenas de cartas hasta que un día, al año siguiente vino a conocerme “a ponerme cara” . Fue un fin de semana inolvidable, sin embargo, una pregunta martilleaba en mi cabeza una y otra vez. ¿Volverá?
Escuchamos la vibración que producía la velocidad del tren, parecía tener prisa por separarnos.
En un momento que le noté triste, me miró a los ojos, me acarició el pelo y cogió mi lazo blanco que llevaba puesto como diadema.
Sacó un bolígrafo de su mochila y escribió algo en el lazo, me lo dio al mismo tiempo que se abrían las puertas del tren.
Un último beso antes de subir de un salto. Un último beso que sabía a sal, porque ya las lágrimas corrían por mis mejillas.
Cuando el tren ya sólo era un punto negro en el horizonte, abrí mi mano y leí sobre el lazo “Volveré”.
Y volviste para preguntarme…Y te dije sí…
Las cartas siguieron llegando durante ocho años, con sus idas y venidas. Nadie apostó por nosotros. Y un día decidió venirse a Madrid a labrarse su futuro…ahí comenzaba nuestra vida…el primer mes, el alquiler del piso que compartía con otros chicos, los gastos de viajes, la independencia le pasó factura y la última semana lo pasó muy mal económicamente. No podíamos ni tomarnos una Coca Cola en una terracita, pero llegó el día de cobro…y esa noche, me llamó… ¡Ponte guapa, que te invito a cenar!
Me llevó a uno de los restaurantes más bonitos de Madrid, y allí mientras en el ambiente sonaba la canción de moda de Eros Ramazoti, “Nada sin ti” me ofreció una sencilla alianza de oro… Reí nerviosa, lloré emocionada y creo que le dije SÍ, porque este 7 de Abril hará 36 años que nos “conocimos”.
No tuvimos luna de miel, un simple viaje a Salamanca, cruzamos a Oporto, tres días… pero nos prometimos que quedaba pendiente, por ello, mi nombre de guerra en el insta es “meencantaviajarypunto” porque lo estamos haciendo, juntos, con nuestros dos hijos y en cada uno de los lugares que visitamos, me lo vuelve a preguntar…
Y yo respondo que sí…que TE QUIERO.

Con amor, Rosi.”

Leave a Reply